envidia en el trabajo

¿Cómo hay que interpretar la envidia en el trabajo?

La envidia en general y, por tanto, también la envidia en el trabajo, es la emoción que se despierta en nuestro interior cuando consideramos que otro tiene algo de lo que nosotros carecemos. En principio, es así de simple, aunque solo lo es en apariencia. 

En realidad, detrás de esa definición resumida podemos encontrar otras consideraciones más complejas. Esto se debe a que, al contrario de lo que sucede con otras emociones, a las que llamamos básicas (la alegría, el miedo o la ira, por ejemplo), la envidia tiene muchas consideraciones culturales. Entre otros motivos, la envidia es una emoción que, además de no ser compartida con otros vertebrados (como perros o simios), no aparece desde que somos bebés sino mucho después en nuestro desarrollo evolutivo

Explicado de manera muy vulgar, no es necesario que alguien nos enseñe a tener miedo de una serpiente, sentir alivio cuando se satisfacen nuestras necesidades, ira cuando alguien nos pega o alegría cuando nos dan una buena noticia: lo hacemos desde bien pequeñitos y sin necesidad de grandes explicaciones. Sin embargo, sí aprendemos a tener envidia a alguien que asciende profesionalmente antes que nosotros, o que tiene un sueldo más elevado o que recibe muchos más elogios que nosotros por parte de los compañeros o los jefes. 

envidia en el trabajo

La envidia entre compañeros de trabajo en 3 fases

Con sus matices, todos experimentamos la envidia como un fenómeno único, homogéneo (“nos sentimos mal cuando vemos que otro tiene algo que no tenemos”). No obstante, hay tres componentes de la envidia en general y de la envidia en el trabajo en particular que conviene diferenciar. 

ifeel online therapy


1. Es una emoción que ocurre en una relación

La envidia en el trabajo implica, en primer lugar, que observamos a otro, quizá a un compañero, un jefe, un subordinado. Es decir, al contrario de lo que ocurre con otras emociones (puedo sentir miedo ante un precipicio, o alegría cuando apruebo un examen, es decir, no necesito a ningún otro ser para experimentar la emoción), la envidia es un fenómeno que necesariamente ocurre en el contexto de una relación con alguien o, al menos, requiere la presencia de otra persona. 

2. Tiene que ver con nuestros deseos

Además, la envidia en el trabajo también implica, por definición, la activación de un deseo. Aunque muchas veces no nos damos cuenta de ello, desear algo no es otra cosa que la constatación de una carencia. Al fin y al cabo, nadie desea lo que ya tiene sino, precisamente, algo de lo que todavía carece. 

3. Despierta nuestra hostilidad

Por último, y de una manera que a menudo cuesta admitir, hay otra cosa que no podemos obviar cuando hablamos de la envidia entre compañeros de trabajo: la hostilidad que lleva aparejada. Al contrario que la admiración, que es una emoción agradable de sentir y que nos conecta con un referente a quien nos gustaría parecernos y cuyas virtudes celebramos, la envidia es una emoción negativa (no mala, pero sí desagradable de sentir) que, de alguna manera, nos enemista con aquella persona que posee lo que deseamos

calendario de bienestar laboral

Estos tres componentes (la envidia en el trabajo como algo relacional, como percepción de una carencia y como fuente de hostilidad hacia otra persona) son fundamentales. No podemos obviarlos si queremos aprender a manejar adecuadamente esta emoción o si queremos ayudar a otros miembros de nuestro equipo a lidiar con ella en el día a día de la oficina

De lo contrario, las consecuencias para el clima laboral, la cohesión del equipo o, incluso, la autoestima de quien sufre una acusada envidia en el trabajo pueden ser muy negativas y acabar afectando seriamente al rendimiento de la persona y del equipo al que pertenece. 

encuesta clima laboral

A continuación vamos a examinar más detenidamente estas tres características de la envidia en el trabajo para poder hacerles frente de una manera más adaptativa. 

La envidia en el trabajo como obstáculo en las relaciones

La envidia entre compañeros de trabajo es algo poco elegante y que no todo el mundo sabe admitir pero, en cualquier caso, también es muy humano y no tiene sentido hacer como que no ocurre. 

Esto es de especial relevancia en entornos profesionales muy exigentes, donde la competencia es feroz o donde las únicas validaciones se consiguen a base de grandes éxitos o de destacar por encima de otros. Por eso es importante tener en cuenta que no podemos fomentar una cultura empresarial muy competitiva, vertical y con beneficios laborales solo para algunos empleados y pretender que entre entre ellos no se desate una gran envidia en el trabajo. 

De este modo, debemos tener en cuenta que la envidia es algo que aleja a las personas entre sí, las coloca como rivales más que como compañeras, anima a sentir agravios comparativos más que sensación de justicia y tiende a distorsionar la explicación que damos a los logros de los demás y a los logros ajenos. 

Una cultura empresarial que facilita la visibilidad de todos, que ayuda a todos a potenciar sus talentos, que es equitativa en las validaciones y que facilita el acceso a diferentes beneficios en función de los méritos pero también de la igualdad de oportunidades es un buen marco corporativo para prevenir una excesiva envidia entre compañeros de trabajo.  

La envidia en el trabajo como percepción de una carencia

Como hemos mencionado, la envidia va asociada al deseo de poseer algo (material o inmaterial) que otro tiene y, por tanto, de lo que nosotros carecemos. Aunque sentir eso es desagradable, también podemos considerarlo como una información interesante: ¿de qué nos habla nuestra envidia en el trabajo? De lo que necesitamos tener, conseguir, recibir y todavía no lo hemos conseguido. Nos informa sobre nuestras capacidades y recursos, tanto aquellos que tenemos bien desarrollados como aquellos que están más bien en el cajón de nuestras necesidades. 

Por eso es importante que, cuando hablemos de envidia entre compañeros de trabajo, nos paremos a pensar qué es exactamente lo que nos da envidia en el otro: ¿son sus cualidades?, ¿sus condiciones de trabajo?, ¿los beneficios que recibe? 

Si aprendemos a detectar esto será más fácil que no nos quedemos solo en el malestar que sentimos hacia esa persona, es decir, en el malestar asociado a nuestras carencias. Así podremos ponernos en marcha para obtener aquello que observamos en esa persona y, paso a paso, no tener que envidiarla. 

La envidia en el trabajo como fuente de hostilidad

Es algo comúnmente aceptado que sentir envidia hacia alguien es, en cierto sentido, una versión algo distorsionada y potencialmente destructiva de un sentimiento mucho más noble: la admiración. ¿A qué nos referimos con eso? 

Muy sencillo: admiramos aquellas capacidades, logros o características de las personas que nosotros no tenemos pero lo hacemos desde la positividad, el asombro favorable, el considerar que esa persona es referente de una virtud que nos gustaría poseer y nos maravilla el hecho de observarla en ella. Cuando admiramos a alguien no lo consideramos de forma negativa, al contrario: reconocemos sus virtudes y las aplaudimos

Por eso, la admiración hacia los compañeros de trabajo no está reñida con una sana ambición y suele ser la otra cara de la moneda de la envidia. Esta nos lleva a la codicia, a la antipatía hacia el otro, al deseo de que él/ella deje de poseer lo que ahora posee, el deseo de que la vida le castigue de alguna manera en compensación por lo que sí le da

También, como explicábamos al principio, la envidia no favorece la amistad en el trabajo, porque puede llevarnos a pensar que el otro no merece lo que tiene, que es un trepa del trabajo, que se le favorece injustamente o que es irritantemente perfecto, en lugar de admirablemente dotado. 

envidia en el trabajo

Cuidar el bienestar emocional de las personas en el trabajo

En ifeel nos preocupa el bienestar de los empleados y por eso queremos ayudar a las empresas en el proceso de construir una cultura corporativa saludable y constructiva para todos sus miembros. Con ese objetivo, nuestro equipo de psicólogos especializados en bienestar laboral ha creado un programa de bienestar emocional para empresas

A través de esta colaboración, los responsables de recursos humanos pueden recibir asesoramiento personalizado y basado en datos sobre cómo detectar, por ejemplo, posibles disfuncionalidades en las relaciones dentro de sus equipos, así como sus causas y cómo atajarlas para que no perjudiquen seriamente al clima laboral. Además, este programa ofrece a los empleados un servicio global de cuidado de su salud mental estructurado en diferentes niveles de acuerdo a sus necesidades. Prueba ahora nuestro programa para que puedas comprobar todas sus ventajas.

No dejes de visitar nuestra sección de Recursos. Allí hemos dejado mucho contenido de diferente tipo que va a ayudaros a funcionar de una manera más saludable tanto a nivel individual como de equipo. Se trata de diferentes contenidos en formato podcast, Guías para Recursos Humanos sobre temas diversos que afectan al bienestar emocional en el entorno laboral o Entrevistas con cargos importantes de RRHH. Además, disponemos de una Plantilla de Factores de Riesgo Psicosocial, utilízala para cumplir con los requisitos de la Inspección de Trabajo.

Esperamos que este post sobre la envidia en el trabajo haya sido interesante. Si quieres más información sobre nuestro programa de bienestar emocional para empresas? Solo tienes que solicitarla y nos pondremos en contacto con tu equipo lo antes posible.

Nueva llamada a la acción

  • Nueva llamada a la acción

  • Nueva llamada a la acción

  • Te puede interesar