5 características de un buen team building

Compártenos en tus redes:

Puestos a organizar un juego, una reunión o cualquier otro tipo de situación que se sale de lo habitual, parece evidente que nunca va a llover a gusto de todos, es decir, que no se puede contentar a todo el mundo. 

No obstante, si eres el encargado de este tipo de actividades en tu empresa, presta atención a las siguientes recomendaciones, aunque solo sea para que no caigas en ninguno de los tres errores más comunes a la hora de organizar una actividad de team building

Descubre cómo la terapia puede ayudarte a mejorar tu bienestar emocional

Saber más

1. El team building tiene que ser agradable y oportuno

De acuerdo, es difícil encontrar una actividad que divierta y motive a todo el mundo. Sin embargo, antes de dar por hecho que lo que habéis organizado es agradable, plantéate si es el tipo de actividad que podría, al menos, disgustar a los miembros de tu equipo, sobre todo si es algo muy “exótico”.

A veces no se trata de la tarea en sí misma, sino del momento en el que la has planteado: si la actividad es divertida pero roba tiempo libre al trabajador, entonces ya no es tan divertida. Hay actividades de team building más largas o complejas que requieren pasar varias horas fuera de la oficina, incluso realizar juntos una salida de fin de semana. Pueden ser muy útiles, pero cuanto más complejo sea el evento que queremos realizar, mejor hay que diseñarlo. 

Piensa en las necesidades de tu equipo. Antes de ponerles en el compromiso de asistir a una actividad de estas características, plantéate cómo puede afectar a su organización cotidiana o a su comodidad psicológica. Por supuesto, si el team building les quita tiempo libre lo justo es que luego puedan recuperarlo. 

2. El team building no debe generar inseguridad

A veces las actividades planteadas para cohesionar al equipo y “construirlo” no son las más divertidas del mundo. No pasa nada: lo importante es que los trabajadores no sientan que tienen que hacer algo que les incomoda, que puede exponer demasiado su vulnerabilidad o que las va a dejar en ridículo delante de sus compañeros y sus jefes. 

Por otro lado, algunas actividades de team building son dinámicas de grupo orientadas a la competición y la toma de iniciativas agresivas. En ocasiones se trata, directamente, de actividades que persiguen la “lucha” entre los miembros del equipo para ver quién es el más fuerte o quién “sobrevive”. 

Este tipo de juegos y dinámicas pueden ser muy motivantes para algunas personas y arrojar alguna conclusión interesante a nivel psicosocial, pero algunos miembros del equipo pueden vivirlas con un estrés innecesario. Una buena actividad de team building no se basa en humillar, señalar o ridiculizar a ningún compañero. Se trata de construir el equipo, no de dinamitarlo desde dentro. 

3. El team building debe tener objetivos claros

Sean cuales sean, un team building tiene que tener unos objetivos más o menos definidos para ser máximamente eficaz. Esto quiere decir que, cualquiera que sea la actividad que planteemos al equipo, tiene que tener coherencia con el resto de acciones que llevamos a cabo y estar incluido dentro de nuestra estrategia. 

Además, a ser posible, los miembros del equipo deben saber cuál es el objetivo concreto que se persigue con el evento al que van a asistir. De esta manera podrán implicarse más, no tendrán que sospechar que hay intenciones ocultas ni pensarán que la actividad planteada presuntamente para cohesionarlos o premiarlos a modo de salario emocional es un acto errático de la empresa, aislado de todo lo demás. 

4. El team building tiene que incluir un feedback

Una actividad de construcción de equipos no se improvisa ni es un evento cualquiera que sucede de repente y porque sí. Es una actividad que forma parte de una estrategia, tiene unos objetivos y, para lograrlos, se solicita la participación e implicación de los miembros del equipo. 

Eso quiere decir que, sobre todo en aquellas actividades que sean particularmente complejas, conviene que quienes las han llevado a cabo conozcan qué conclusiones se han extraído al respecto y qué decisiones de futuro se van a tomar posteriormente basándose en ellas. En definitiva, los organizadores del team building deben tomar nota de lo que dé de sí y comunicarla al equipo. 

5. Tiene que ser coherente con la cultura empresarial

La quinta recomendación que se debe tener en cuenta para llevar a cabo una buena actividad de team building tiene que ver con todas las anteriores. 

En efecto, si tenemos en cuenta que el evento será coherente con unos objetivos comunicables y que, si no puede ser medianamente divertido al menos será respetuoso y no humillante, nos referimos a que el team building está conectado con una determinada cultura empresarial

¿Qué cultura empresarial? Aquella que prioriza entre sus valores no la supervivencia del más fuerte a cualquier precio, sino la salud psicológica y el bienestar de los empleados que forman la compañía. ¿Por qué? Porque eso es bueno para ellos pero también es lo eficiente a nivel empresarial

Hacer que un conjunto de individualidades pasen a ser un equipo, un grupo cohesionado o, si se prefiere, una constelación de talento, no es sencillo. Se trata de un proceso en el que las llamadas actividades de team building pueden suponer un enorme cambio a mejor o torpedear el buen funcionamiento de los equipos de trabajo. Depende de lo bien o lo mal que se hayan diseñado. 

Ifeel ha diseñado un programa de bienestar emocional para empresas a través del cual los responsables de recursos humanos pueden recibir asesoramiento sobre las consecuencias que una mala estrategia de cohesión del equipo puede tener en el bienestar psicológico de los trabajadores y, por tanto, en el rendimiento de la organización

Contacta con nosotros hoy mismo e infórmate sobre cómo nuestros psicólogos expertos pueden ayudaros, de manera continuada y personalizada, a prevenir riesgos para la salud psicológica y potenciar vuestras capacidades. 

Descubre nuestro programa de apoyo emocional a medida para empresas.

Solicitar Demo

Si te encuentras en peligro o en una situación de emergencia, no recurras a esta web.

Estos recursos te pueden ofrecer ayuda inmediata.